Monday, February 23, 2009

Des-empleada


Mi día transcurre sin sorpresa ni nada espectacular. Llego a la noche con muy poco qué contar.
Me despierto temprano y salgo a correr para no sentir que la vida sedentaria acumula grasa entre mis carnes y vuelvo a la casa sin novedad, sin saber exactamente qué hacer después.
Ahora, no tengo programas de diseño en mi pc, ni siquiera configuraron bien la "tarjeta de sonido" y no tengo como transcribir los audios...estoy odiando la tecnología como no imaginé antes. Igual, el día se pasa rápido...intento trabajar en otros lugares de mi casa, pero eso no es posible, la bulla me desespera, he cortado telas para enviarlas a coser y poder vender algunas cosas y ya ni siquiera escribo, pasan los días y se acumulan uno tras otro como una ruma de papeles que pronto no servirá de nada.
Quisiera hacer muchas cosas pero no todo puedo hacerlo por ahora, tampoco sé qué demonios puede frenarlo...Quizás es la depresión de haber terminado la universidad sin tener un trabajo aún, aunque después esté quejándome del que probablemente haré.
Ahora son las seis de la tarde y sigo frente a esta pantalla, viendo fotos, leyendo, apuntando, escuchando el coro de señoras que rezan el rosario en casa de la vecina, el "alabaré" y la armónica desafinada de un niño en otra casa, escucho a otros jugar yan- ken -po y me acuerdo de mi.
Veo el cielo oscurecer desde acá, siento el sol, el aire, todos los días la misma ventana y la misma persona sentada que no cambia.
Y todos los días - recordando la canción de Piero - me despierto, me incorporo, me miro al espejo y ensayo un rostro que no me quite más los ánimos...para eso, me pinto la cara de vez en cuando y sonrío tratando de no sorprenderme en demasía.

3 comments:

Alessandra said...

eso nos pasa a todos de vez en cuando querida
aunque tengamos que ir a trabajar, vestirnos casi decentemente y salir a enfrentar el dia laboral y la vida rutinaria
una chet!!!!!

patricia said...

¿Preferirías los informes MALI?

hUgO CaBeZa DeForMe said...

Uno se siente así de vez en cuando, aunque creo que me estoy sintiendo como tú más seguido, bueno en fin, supongo que será algo pasajero, hasta que se me ocurra algo nuevo por qué sufrir...
P.D. Sin programas de diseño yo no prendo una compu!